Trucos para evitar los gastos hormiga.
¡Estos son capaz de robarte tu dinero!

¿Cómo eliminar los malos hábitos financieros?
septiembre 22, 2020
Tus enemigos financieros ¡se comen tu dinero!
octubre 5, 2020

Trucos para evitar los gastos hormiga.
¡Estos son capaz de robarte tu dinero!

Un pequeño agujero es capaz de hundir un barco. Eso mismo pasa con los pequeños gastos diarios que pueden robarte metas más grandes o hundir tus finanzas.

Estos gastos podemos evitar para ahorrar: Transporte, comidas fuera, servicios innecesarios y antojos.

¿Qué hacer?

Identifícalos, contabilízalos, regístralo y evítalos.

Luego disfruta del ahorro cuando los ataques.

Para cumplir con los objetivos financieros o metas de vida es necesario poner manos a la obra lo más pronto posible. Si quieres viajar el próximo año, comprar algo para la casa o para ti, es momento de hacer un plan desde ya.

Uno de los hábitos que más nos roban el dinero se llama “gastos hormiga”, que son esos pequeños caprichos diarios que parecen casi invisibles, pero que suman mucho para el bolsillo. Incluso, pueden acabar provocando un agujero en la economía personal.

La recomendación es identificar con claridad esos consumos diarios que hacen que su dinero desaparezca sin darse cuenta. Identifica estos gastos que hacemos hasta por costumbre y no porque en realidad los necesitamos:

5c8a5b862000009e046f0f95

Cafés a media mañana, snacks, golosinas.

Parecen inofensivos, pero suman la compra de un café de 30 lempiras de lunes a viernes serían 600 lempiras al mes. Esa cantidad podrías ahorrarla porque en la casa siempre puedes hacer buen café.
comida-basura-ejemplo

Comidas diarias fuera.

Comer fuera todos los días es una fuga grande de dinero, es mejor organizarte y sacrificarte un poco en hacer la comida para llevar al trabajo. Al hacerlo verás el enorme ahorro que genera, son alrededor de 2,000 lempiras si gastas 100 lempiras en almuerzos cinco días a la semana. Es un gasto extra del que se hace en el supermercado.
viajar-en-coche

Trayectos en carro.

Muchas veces podemos hacer algunos trayectos cortos a pie o en transporte para evitar el gasto en combustible, sobre todo para los mandados que debas hacer en tu colonia. Por ejemplo, ir a la farmacia, la pulpería, el mercadito o a comprar el agua. También de la oficina a comer a un restaurante cerca, entre otras opciones. Otra situación que pasa es que no compramos todo en una sola salida y eso genera volver a salir y gastar más.
unnamed

Las compras impulsivas en el supermercado.

La publicidad es efectiva sino estamos preparados para identificarla. Muchas veces compramos artículos o productos que no necesitamos o solo porque tienen rótulo de oferta. Por eso siempre recomiendo llevar la lista de compras para evitarlo.
_108826395_gettyimages-992007460

Las suscripciones.

Suscribirse a plataformas de contenidos streaming, música, televisión por cable u otros servicios de 10 o 20 dólares que luego no se utilizan es otro gasto hormiga que a la larga suman muchos dólares que puedes usar para cumplir otra meta. Lo que recomiendo es dejar solo el o los servicios que si utilizan y verá un ahorro importante.
fsup28032020nodeudas.jpg_278404476

Mal uso de servicios en el hogar.

Otra partida donde pueden gastarse muchos lempiras son las facturas de energía, agua o teléfono. Acciones como abrir el refrigerador muchas veces, mantener conectados aparatos que no se usan y encender luces que no se necesitan suman a los gastos del hogar. Tener abierto el grifo o la ducha más de lo necesario o hacer llamadas ilimitadas suman al gasto. Para evitarlos, lo primordial es tomar conciencia.
descarga

Los artículos personales extras.

Muchas personas compran ropa, zapatos, maquillajes o perfumes de forma impulsiva. Por lo general ya tienen artículos iguales o similares, pero no se detienen a pensar si lo necesitan, solo se dejan llevar por las ganas de tenerlo. Esto puede sumar grandes cantidades al mes o al año, lo que muchas veces queda en el guardarropa o se echa a perder.

Un gasto mínimo eventual no tiene mayor efecto en las finanzas, pero cuando se trata de un hábito de consumo repetido, las cifras acumuladas pueden llegar a sorprender al mes o en el año.

Si quieres ir eliminando los gastos hormiga, es necesario identificarlos, organizarlos y buscar alternativas. Sigue estos consejos:

  • Establece metas que tengan una motivación y premio cuando se consiguen los objetivos. De esta forma, sacrificar ese café o esa compra impulsiva se verá como un paso más hacia una recompensa mucho más satisfactoria y no como una obligación.

  • Suma los gastos diarios y multiplícalos por el mes o el año. Así podrás evidenciar que has gastado una gran cantidad de dinero que pudieras tener ahorrado. Por ejemplo, cuántas tazas de café o refrescos compra al día, tome su valor unitario y multiplíquelo por la cantidad diaria, luego por los días de la semana y luego por las 52 semanas del año. Aplíquelo así a cada gasto que usted considere que realiza de manera rutinaria.

  • Utiliza una libreta, hoja electrónica o una de las tantas aplicaciones móviles para manejo de presupuesto que nos permiten llevar el registro de los gastos diarios, por lo menos, mientras toma conciencia de ellos.

  • Lleva un control del consumo de los servicios. Procura iniciar un mes a identificar algunos comportamientos en el hogar y anótalos. Luego puedes ir controlándolos y verificando cada mes si bajó tu consumo.

Los gastos hormiga pueden ser consumos que no pasan de unos lempiras al día, pero que al sumar cuánto se gasta al mes o al año pueden representar un valor importante.

Al evitarlos, puedes tener ahorros con los que puedes darte un lujo de vez en cuando, y lo más importante, alcanzar importantes metas como ir a la universidad, comprar un carro o darse las vacaciones que tanto necesita.

Toma conciencia de ellos por tu bienestar financiero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *