¿Cómo cuidamos el gasto en alimentación en la crisis?

¿Será que aprenderemos a ahorrar después del Covid?
mayo 2, 2020
¿Qué hago, pago la tarjeta y el préstamo?
mayo 22, 2020

¿Cómo cuidamos el gasto en alimentación en la crisis?

Evita el exceso y despilfarro de alimentos porque es tirar el dinero

Desde que llegó el Covid-19 creo una mayoría de las amas de casa o administradores del hogar cayeron en las compras de pánico en el reglón de alimentos por el temor a salir regularmente y contagiarse del virus. Pasados ya dos meses hemos visto que gastamos más y compramos productos que no utilizamos, también hemos aprendido que por mucha comida que compremos no durará para siempre. Por otra parte, estamos venciendo el pánico y nos dimos cuenta que con tomar las medidas de bioseguridad podemos hacer nuestras compras.

El gasto en alimentos es al que no podemos renunciar nunca, por ser esencial para la vida al igual que la salud, pero si podemos renunciar al consumismo, a las compras de pánico y a los excesos o despilfarro.

“No podemos renunciar al gasto en comida, pero si al consumismo, a compras de pánico y a los excesos”

Los siguientes tips pueden dejar un ahorro y una mejor administración del dinero destinado para la comida:

Enmarcarse en el presupuesto.

Siempre hay que fijar un gasto máximo y no salirse de ahí. Tirar comida equivale a tirar dinero.

Hacer compra por menús. 

La primera regla y la que más funciona es planear la comida necesaria para toda la semana o quincena, calcular el número de personas y los platos a cocinar durante cada día. Por lo general el plato fuerte del día son los almuerzos, así hacer una lista de las carnes, mariscos y para sopas. Determinar lo que más se consume en el desayuno y las cenas y también anotarlo.

Revisar lo que tenemos.

En casa hay que revisar la despensa, verificar qué productos ya tenemos para no comprarlo otra vez. Si compramos lo que no necesitamos, la comida acabará fácilmente en la basura.

Aprovechar productos de temporada.

En tiempos difíciles no podemos seguir con las mismas exigencias, una buena opción es comprar productos de temporada porque son más baratos.

Evitar los impulsos.

Estando en el supermercado podemos vernos tentados por muchos productos u supuestas ofertas que nos impulsa a comprar más caprichos y productos innecesarios. A veces porque sea una presentación grande no significa que salga más barato que el precio unitario. Hay que detenerse un poquito y pensar.

Ser más estrictos en la cocina.

 La mejor medida es el cuidado de los productos y también medir las porciones para solo cocinar lo necesario. La idea es hacer solo lo justo para que no sobre comida.

Cuidar la alacena.

Es fundamental cuidar la alacena porque el gasto de dinero puede salirse de nuestro presupuesto si la descuidamos. Se debe hacer uso de recipientes herméticos, revisar las fechas de vencimiento y gastar lo que más abunde.

Evitar marcas preferidas.

En este tiempo de crisis debemos a prender a hacer rendir el dinero, por eso recomiendo evitar la compra de las marcas preferidas porque son más caras y en general hay otras más baratas que son de igual calidad.

Organizarse y planificar para ir una vez al súper.

Algunos expertos en salud alimentaria recomiendan almacenar alimentos por dos semanas o 30 días. Por ejemplo, los granos, cereales, enlatados, aceites, café, pastas se pueden guardar por un mes o más al igual que los productos de higiene. Las carnes, aves y mariscos, así como las frutas y verduras pueden durar varias semanas si se mantienen selladas.

Sacrificarse y comer sencillo.

En estos momentos donde la crisis es general para todos (empresarios, trabajadores, amas de casa) hay que hacer un cambio y comer comidas más sencillas que pueden reducir el gasto. Se desconoce hasta cuándo durará esta situación y el dinero no es infinito, sino limitado. Muchas empresas pueden cerrar y las personas quedarían desempleadas.

No nos quedemos de manos cruzadas, siempre podemos hacer algo por mejorar nuestras finanzas.

1 Comment

  1. Excelente artículo !! Tan actual y necesario !
    La felicito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *